Atención Por Favor.

Ante todo nos dirigimos y agradecemos a todos por la ayuda que nos dan con este blog ya sean seguidores, oyentes del programa de radio y por sobre todo a todos aquellos propietarios de webs, blogs, libros y todos los lugares donde han obtenidos la información y nos han acercado a nuestro mail para que podamos publicarlas en este humilde blog, para que todas las semanas desde hace ya 7 años podamos compartir en dos emisiones las tantas historias, enigmas y misterios del universo que se van pasando de generación en generación y así reflejar esas viejas leyendas, historias, enigmas y misterios que de niños oímos mas de una vez y que nos asustaban en algunos casos como también en otras nos enseñaban a valorar y respetar esas narraciones.

Desde ya les agradezco a todos y pido disculpas si no se agrega la fuente por que muchos correos no la poseen y para no cometer errores no se agrega pero en este pequeño equipo estamos muy agradecidos para con todos. Muchísimas Gracias a todos en general por su valiosa información y por su cordial atención.

Equipo Infinito.

.

.

jueves, 9 de febrero de 2017

Rostros Humanos Sobre Un Hueso del Neolítico

Estamos ante las creaciones artísticas talladas en madera más perfectas encontradas hasta la fecha, talladas en pleno Neolítico.

¿Dónde? Pues en un hueso de uro, que es el antepasado del toro, y que podía llegar a pesar hasta mil kilos. Vamos, un bicharraco con los huesos lo suficientemente grandes como para poder grabar en ellos lo que se estimase oportuno, aunque en este caso la pieza tenga unas medidas de 51 milímetros de largo, 17 de ancho y 7 de grosor.

Pues bien, pese a que el hallazgo se produjo en 2009 en la región de Tell Qarassa, al sur de Siria, no ha sido hasta ahora que se ha dado a conocer. 

La cuestión, según ha publicado la revista Antiquity, es que las comunidades que habitaban la zona utilizaban estos huesos como parte de los rituales mortuorios que celebraban, ya que en los mismos representaban el rostro del difunto, o pasajes de su vida, para que así no se perdiese su memoria al dar el paso hacia el más allá. 

A este respecto, uno de los coordinadores del proyecto, el investigador de la Institución Milá y Fontanals de Barcelona -del CSIC-, el arqueólogo español Juan José Ibáñez, que ha viajado a la zona en varias ocasiones, aparte de este hueso de uro también descubrió once cráneos deformados por los golpes que se les infligió durante la celebración, según todo indica, de uno de esos rituales a los que antes hacíamos alusión.


Es el primer ejemplo, además, del paso de la vida nómada de estas comunidades a un incipiente sedentarismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario